Agricultura urbana, una nueva opción de alimentarse sanamente

La agricultura urbana o también llamada periurbana es esa práctica de cultivo que se desarrolla en las ciudades. A pesar de que no existe la misma disponibilidad de tierra como en el campo, pueden utilizarse espacios como balcones, terrazas y paredes de las casas. 

Cada vez crece más el número de personas que practican la agricultura urbana, bien sea por salud o por economía. Se puede llegar a convertir en la fuente principal de alimentos de familias y, además, sirve como un complemento para la conservación del medio ambiente. 

Esta cultura es beneficiosa en todo sentido, ya que se tiene acceso inmediato al sembrado, por lo tanto, los alimentos son frescos y sin ningún tipo de agroquímico que altere su composición interna o externa. Este avance promueve la sostenibilidad ambiental y la alimentación saludable.  

Ventajas de la agricultura urbana 

Desde el punto de vista de la salud, consumir alimentos del huerto de casa se traduce en llevar una dieta sana y balanceada, por ende, significa una mejor condición física y menos riesgos de padecer de la salud.

Agricultura
Imagen recuperada de “www.pixabay.com” 

Muchas veces ir al mercado representa costos altos para el bolsillo. El pago de impuestos y muchos otros recargos incrementan los precios de la canasta familiar. Los huertos urbanos representan un gran beneficio en cuestión de ahorro. 

¿Cómo hacer un huerto casero por primera vez? 

En ciertas ciudades del mundo, la agricultura urbana es muy popular, debido a la necesidad de buscar alimentos sanos. Con este objetivo en mente surgió la idea de crear estas huertas caseras. Este tutorial enseña de manera rápida la manera correcta de hacer el primer cultivo en casa. 

Los materiales que se requieren para la realización de los sembrados son accesibles para todos, de manera que no es necesario invertir grandes cantidades de dinero. Los accesorios de jardín como mangueras o materas se pueden conseguir del tamaño que se desee, dependiendo del espacio y la distribución que se tenga en el hogar.

¿Qué se puede cultivar en un huerto urbano? 

Es aconsejable empezar poco a poco y sembrar los alimentos que más se consumen en casa. Hay frutas y verduras perfectas para los novatos como los tomates, las zanahorias, las hortalizas o los pepinos, ya que no requieren de ningún tipo de cuidado especial. También es importante consultar qué comidas se adaptan al clima de la región para que puedan crecer en las mejores condiciones.  

Existen guías y libros que ilustran de manera concreta la forma correcta de cultivar. Profesionales en agricultura enseñan a regar las plantas y a evitar plagas y enfermedades.

  • Pimentón: Inicialmente son verdes, con el tiempo toman colores rojos o amarillos. Se adaptan al cualquier clima, sin llegar a los extremos bajos en temperatura.
Pimenton
Imagen recuperada de “www.pixabay.com” 
  • Hortalizas: Requieren de climas templados y se puede elegir a gusto de cada quién. Espinacas, lechugas, acelgas, brócolis, apio, calabaza, alcachofa entre otros. 
Agricultura urbana
Imagen recuperada de “www.pixabay.com” 
  • Pepinos: Ideal sembrarlo si desea agregar una enredadera a la huerta y si se cuenta con un espacio amplio, ya que crece constantemente y puede abarcar grandes cantidades de espacio.  
Agricultura
Imagen recuperada de “www.pixabay.com” 
  • Fresas: No es exigente y solo hay que estar pendiente de que la tierra no se seque. Se pueden ingerir cuando se encuentren totalmente rojas y pueden usarse tanto para preparaciones saladas como dulces. 
Urbana
Imagen recuperada de “www.pixabay.com” 
  • Cebolla: No requiere de muchos cuidados y necesita de un riego diario para que pueda crecer de manera paulatina.
Cebolla
Imagen recuperada de “www.pixabay.com” 
  • Tomates: Requieren de atención constante y de un riego por goteo. De lo contrario la cosecha puede llegar a podrirse.
Agricultura urbana
Imagen recuperada de “www.pixabay.com” 
  • Especias o hierbas aromáticas: Hierbabuena, manzanilla, cidrón, limonaria, canela, albahaca.  Puede aplicarse en un uso medicinal. 
Agricultura
Imagen recuperada de “www.pixabay.com” 

Errores que se deben evitar al comenzar con la agricultura urbana 

  • Plantar demasiados alimentos: Es mejor empezar con una pequeña cantidad, sembrar semillas que no requieran de muchos cuidados y a medida que se va adquiriendo experiencia, aumentar la cantidad de productos. 
  • Falta de luz solar. Hay alimentos que requieren de cierta cantidad de sol durante el día, como hay otros que son muy tolerables a la sombra como las hortalizas.
  • Suelo mal preparado: Debe ser siempre profundo, suelto y nutrido. Es importante tener un kit de jardinería para labrar la tierra cuando está muy compacta. Para el riego hay mangueras o sistemas automáticos para alimentar las plantas mientras no hay nadie en casa.
  • Plantas erradas en climas equivocados. Esto se evita teniendo en cuenta las temporadas climáticas de la región e informándose con personas locales que tengan más experiencia.
  • Aplicar fertilizante: Es el alimento de las plantas, puede ser químico u orgánico, este último completamente recomendado, garantiza que el fruto este libre de toxinas, se puede usar estiércol o hummus de lombriz, pero siempre de manera regulada.  

La agricultura urbana es una excelente forma de iniciar una nueva vida y poder hacer una actividad de recreación que sea buena para el ambiente y para uno mismo. 

Quizás te podría interesar: Del huerto a tu mesa: Plantas comestibles para sembrar en casa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *