Según la fase lunar: ¿Cómo debes cuidar tu cabello?

Para las chicas el cuidado del cabello se convierte en un ritual de belleza que influye de forma positiva en su crecimiento, sedosidad y brillo. Por eso, tienes que aprender a mantenerlo según la fase lunar que esté de turno.

Feminidad y fase lunar: Deposita su magia en ti

Las mujeres tenemos una conexión con la luna y la tierra, a través de los ciclos menstruales, las energías y la intuición, se crea una profunda relación entre el ritmo femenino natural y el tránsito del universo.

Por eso es muy importante que te enteres de los momentos indicados para que te realices adecuados rituales de belleza que te favorecerán bastante.

Luna creciente

Es esta fase de la luna es un momento propicio para cambiar de tono tu pelo, aplica ese color de tinte que has deseado experimentar desde hace mucho tiempo. Notarás brillo, además que empezará a crecer más rápido que nunca. Recuerda utilizar productos con ingredientes naturales, libres de amoniaco o de químicos que puedan afectar tu cuero cabelludo.

Cuidar el cabello según la fase lunar
Imagen recuperada de “www.vibra.co”

Luna menguante

Según el calendario lunar, durante esta fase lo mejor es cortarlo, pero no mucho, solo con el fin de fortalecer la raíz, el cabello crece poco y al ser así, te verás beneficiada si decides depilarte ya que tu vello también se prolongará en volver a salir. 

Es el momento propicio para hacer mascarillas o aplicar los tratamientos capilares de tu preferencia. Evita los tintes y los cambios radicales.

Luna nueva

De todas las etapas de la luna esta es una de las que más le debes prestar atención, empezarás a notar tu cabello deshidratado, algunos daños van a empezar a relucir y tu melena se va a debilitar y se va a caer.

Utiliza shampoos y acondicionadores orgánicos libres de parabenos, péinalo con cepillos de cerdas suaves. Evita la plancha o el secador y consiente al máximo tu pelo, ya que es una época en que estará algo delicado.

Cuidados del cabello según la fase lunar
Imagen recuperada de “www.lamourtutorial.com”

Luna llena

Es el ciclo lunar en el que necesitas sanar y reparar para vaciarte de todos los daños que tiene tu cabello, es una bella representación que te permite quitar esa “llenura” emocional y aprovecharla al máximo en tu pelo.

Al ser una fase tan colmada de energía regenerativa puedes cortarlo para que crezca abundante, fuerte, brillante y sedoso, crece lentamente, pero sano.

En cuarto menguante y cuarto creciente

Son dos ciclos que no representan algo en tu cabello, sin embargo, no debes dejar de cuidarlo con productos adecuados. Hidrátate mucho, aliméntate correctamente y haz ejercicio, todos estos factores influyen favorablemente en tu cabellera.

Toma vitaminas como la biotina que fortalecen la fibra capital y evitan la caída, eso sí, consulta un profesional primero. Irradia toda la luz que hay dentro de ti y permite que se distribuya en todo tu cuerpo para que cada vez te sientas más linda frente al espejo.

Cuida tu melena según la fase lunar
Imagen recuperada de “www.pinterest.com/piel.goldinfonet”

Deja que ese cuerpo celeste se manifieste en ti 

Desde los ancestros, la luna representa una gran energía en los rituales femeninos, aprovéchalos a tu favor y realiza una limpieza del interior al exterior. Ten en cuenta estos otros “Top Secret” para que saques el mayor provecho de tu feminidad.

  • Aprovecha la luna nueva y haz ayuno, dietas, eliminar adicciones o malos hábitos, dejar de lado el trabajo en exceso y realizar cambios en tu vida profesional.
  • En cuarto creciente, préstale atención a tu páncreas e hígado, inicia un ahorro y desarrolla actividades intelectuales.
  • Luna llena es para evitar operaciones quirúrgicas. Recolecta plantas medicinales resuelve asuntos legales.
  • Durante el cuarto menguante todo mengua y decrece, por lo tanto, el cuerpo elimina todo aquello que no necesita, es un momento perfecto si deseas desintoxicarte.

¿Cuál es tu fase favorita?

Linio Colombia

Quizás te pueda interesar: Tratamientos para el cabello: Evita su caída por culpa del estrés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *